miércoles, 29 de mayo de 2013

16 tips para recibir tu nueva casa o departamento




Llega el gran día en que te van a entregar tu nueva casa o departamento. El día y hora acordados, tú y la empresa inmobiliaria se reúnen en lo que será tu nueva casa para el chequeo de rigor y la entrega oficial.

Es el momento en el que tienes la oportunidad de revisar toda la vivienda en conjunto con la inmobiliaria, para recibirla a tu entera satisfacción.

Por ello, es importante que conozcas cuál es el procedimiento y cuáles son los principales puntos que debes revisar antes de estampar tu firma en la hoja de recepción.

1.- Como primera medida, y muy importante, revisa las medidas de cada una de las habitaciones, terraza, balcón, o bodega en su caso. Los metros cuadrados -totales y parciales- deben coincidir con lo que te ofrecieron y con lo que indica la escritura.

2.- Revisa que las puertas de todas las habitaciones abran y cierren correctamente, sin rozar con marcos o el piso. La distancia entre la puerta y el piso debe ser suficiente para que no exista roce. La distancia ideal se calcula en unos 10 milímetros como máximo.

3.- Revisa ventanas y ventanales, cerciórate que operen correctamente. En el caso de las hojas de corredera, fíjate que se desmonten correctamente para así realizar posteriormente una buena limpieza.

4.- Revisa bien que no existan escurrimientos de pintura en paredes, cornisas, puertas y ventanas.

5.- Que las correderas de los closets funcionen correctamente.

6.- En el exterior de su casa, se cauteloso al revisar que la reja se encuentre firme y bien soldada.
7.- Haz una completa inspección del inmueble revisando que no hayan fisuras.

8.- El gas es un tema delicado, por lo tanto debes vigilar el buen funcionamiento de toda la instalación y la estufa, en caso de que se incluya cocina integral.


9.- Revisa la correcta operación de todas las instalaciones y su correcto funcionamiento: electricidad, gas, agua.

10.- Haz un chequeo de todas las llaves de agua, cerciorándote del buen funcionamiento de desagües del baño, lavamanos, regadera y fregadero...

11.- Instalaciones especiales prometidas en la venta: TV Cable, Internet, teléfono, etcétera.

12.- Revisa a detalle cerámicos, que no tengan fisuras; alfombras, que no estén sucias ni mal instalada; papel tapiz bien pegado y sin picaduras; piso flotante, vidrios sin rayas o estrellados, espejos, muebles sanitarios en buen funcionamiento, griferías no sueltas y en buen estado, revisar cornisas y fisuras en techos.

13.- Tomar el estado de todos los medidores ya, que a partir de ese momento el cliente comienza a pagar las cuentas. Verifica que estén las cuentas al día y de gastos comunes cuando sea el caso. En caso que exista un consumo previo de algunos de estos servicios, avisar a la inmobiliaria, quien debe asumir el costo.

14.- Confirma que el monto de los gastos comunes, en el caso de un edificio o condominio, sea más o menos el mismo que lo que le indicaron inicialmente. Recuerda que los gastos comunes serán más altos, mientras más servicios o equipamiento tenga el edificio o condominio, como por ejemplo, alberca, jardines, sauna, gimnasio, salas multiuso, áreas de esparcimiento común, etc.

15.- Confirma que los pisos se encuentren nivelados, sin declives.

16. IMPORTANTE: Revisa con mucha atención y cuidado -tanto por fuera como por dentro- los muebles incluidos en la nueva vivienda, particularmente los que estarán en contacto con el agua y la humedad, como por ejemplo los de la cocina y los del baño. Deben estar bien instalados y aislados adecuadamente, en especial el fregadero y lavamanos.

En general, un cliente que asiste el día y hora acordado para recibir definitivamente su nueva vivienda, debe programarse con todo el tiempo necesario y con buena luz día para una correcta revisión. De ser posible, hágase acompañar por más de una persona que permita asegurar una exhaustiva revisión. Y mejor aún, por alguien que tenga -al menos- nociones de construcción.

No dudes de dejar constancia de todas las irregularidades que observes al momento de recibir la nueva vivienda, con el objetivo de que el departamento correspondiente corrija aquellos aspectos mencionados antes de proceder a habitar el nuevo hogar.
"
Recomendaciones adicionales
En términos generales, las empresas inmobiliarias y constructoras responden adecuadamente ante situaciones de reclamo efectuadas por los nuevos propietarios. No obstante, y a la luz de una serie de reclamos surgidos desde hace un tiempo, es necesario tomar ciertos resguardos para prevenir situaciones que pueden ser complicadas. Por tal razón, ten presente lo siguiente:

Una vez decidida la compra definitiva de tu nueva casa o departamento, conserva todo el material promocional y publicitario que recibiste cuando estaba en la etapa de búsqueda (folletos, catálogos, avisos, etcétera), junto con los papeles y documentos legales originados en este proceso.

De igual forma, junto con el inicio del trámite de compra de tu nueva vivienda, lleva un cuaderno de registro anotando todos los nombres de las personas con quienes contactes al respecto, con fecha, hora y motivo del encuentro o contacto. Puede ser muy útil posteriormente.





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada